Montegancedo en la localidad de Pozuelo de Alarcón, en Madrid.

Montegancedo, el nuevo barrio de Pozuelo de Alarcón con 1.050 viviendas

Guardar

Montegancedo en la localidad de Pozuelo de Alarcón, en Madrid.

AUTOR

TIEMPO DE LECTURA

8 min

24/09/2020 19:45

Montegancedo es el nuevo barrio de Pozuelo de Alarcón que está llamado a convertirse en un referente de la sostenibilidad y medio ambiente. El ámbito contará con 35 hectáreas de zonas verdes -superficie equivalente a 50 campos de fútbol- donde entre otras muchas ventajas, pondrá al alcance de todos un parque forestal de más de 20 hectáreas, pistas deportivas y rutas de senderismo y running. El proyecto, pensado como una zona abierta donde disfrutar de la naturaleza, combinará las opciones al aire libre con la comodidad que supone su ubicación próxima a la capital.

Iván Pascual, gerente de Montegancedo nos presenta este nuevo barrio residencial

¿Qué es Montegancedo?

El ámbito de Montegancedo cuenta con una superficie de casi 700.000 metros cuadrados, de la que apenas una tercera parte irá destinada a uso residencial y el grueso (más del 50 %, equiparable a 50 campos de fútbol) se destinará al Parque forestal Periférico de Montegancedo y a espacios verdes de libre transición. El desarrollo de Montegancedo incluirá 1.050 viviendas que favorecerán la creación de un nuevo barrio residencial en Pozuelo de Alarcón, al noroeste de Madrid. Como sabemos, una de las zonas de España más dinámicas a nivel inmobiliario y donde la oferta de vivienda es inferior a la sólida demanda existente en la zona.

Nuestro proyecto es el de crear una urbanización abierta, que suponga una mejora de las comunicaciones. Algo muy importante en este sentido es que Montegancedo terminará de conectar esta área con la M40. Además, coserá la trama urbana del barrio de la Cabaña y con el campus universitario, dos zonas del municipio con evidentes problemas de aislamiento. Montegancedo contará también con numerosos espacios públicos y zonas verdes destinadas al encuentro, la convivencia y el disfrute de todos los vecinos de Pozuelo y municipios colindantes.

¿Qué beneficios tendrá para la localidad? ¿Por qué la construcción de esta urbanización puede beneficiar a Pozuelo de Alarcón?

Montegancedo no es una urbanización más. Es un proyecto integral, que engloba la construcción de viviendas con la mejora y el acondicionamiento de múltiples espacios verdes, del parque forestal y de zonas de libre transición, siempre en cumplimiento con el punto número 11 de Ciudades y Comunidades Sostenibles marcado en los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU.

Montegancedo aportará múltiples mejoras al municipio, contribuyendo a solucionar algunos de los problemas actuales que más preocupan a los pozueleros, como son la seguridad en la zona o la conexión del barrio de La Cabaña con el Campus Universitario, como te comentaba antes. Montegancedo también preservará el Parque forestal Periférico, acondicionándolo para evitar incendios no deseados y mejorando su seguridad con iluminación nocturna que tendrá una incidencia mínima en la fauna de la zona. Además, se reforestará la zona más cercana a la M40 potenciando el disfrute de las áreas naturales. Pozuelo de Alarcón ganará, y mucho, en todos los sentidos con Montegancedo.

En concreto, ¿para la economía de Pozuelo qué aportará?

El futuro barrio de Montegancedo será un generador de riqueza que servirá para dinamizar la economía, tanto del municipio de Pozuelo como de las localidades colindantes. Supondrá una inyección económica de unos 100 millones de euros a las arcas del Ayuntamiento de Pozuelo en forma de incremento patrimonial, ya que el Consistorio será el propietario de hasta el 30 % del suelo residencial sin coste alguno. Este porcentaje está muy por encima del habitual 10 % de cesión de suelo en estos casos a los consistorios.

El proyecto llega en un momento en el que la crisis sanitaria global tendrá efectos sociales, económicos y laborales. Por tanto, este sector potencia la posibilidad de hacer vivienda accesible y la creación de empleo, ya que se prevén unos 2.500 puestos de trabajo indirecto sólo teniendo en cuenta la construcción de las viviendas, a los que hay que sumar los trabajos de urbanización del sector.

¿En qué punto se encuentra el desarrollo? ¿Qué le falta para que sea una realidad?

En estos momentos falta que el Ayuntamiento de Pozuelo de Alarcón apruebe definitivamente los proyectos de urbanización y de reparcelación que ya han sido aprobados inicialmente. A juzgar por el interés que este proyecto tiene para la ciudad, la trascendencia económica del mismo y por las últimas actuaciones del Ayuntamiento y su compromiso con el fomento de la actividad económica, especialmente en la situación en la que nos encontramos como consecuencia de la crisis sanitaria, estoy convencido de que su aprobación es inminente y que el propio Ayuntamiento como responsable de estas aprobaciones va a agilizar los trámites pendientes al máximo.

La situación de crisis sanitaria que hemos vivido en España ha llevado a replantearse muchos paradigmas, entre ellos destaca una mayor concienciación de los ciudadanos por el entorno. ¿Plantea Montegancedo algún cambio a este respecto?

Desde luego. Montegancedo será un barrio que cumpla con los más estrictos requisitos medioambientales, no solo en cuanto a sus espacios naturales, sino también respecto a las edificaciones que allí se plantean. De hecho, lo más llamativo del proyecto es la baja edificabilidad, apenas se plantea la ejecución de 1.050 viviendas.

También es diferente su concepción. Aquí los ciudadanos tienen mucho que opinar, de hecho, ya pueden entrar en la web del ámbito montegancedopozuelo.com y contarnos ahí qué les gustaría que el nuevo barrio tuviese. Montegancedo es, como indica su claim, “Un lugar para todos”.

Entonces ¿El Parque forestal de Montegancedo seguirá como hasta ahora?

Así es y me gustaría remarcar este punto. Solo se van a realizar intervenciones mínimas para garantizar la seguridad de la zona, que en la actualidad está desprotegida.

Muchos vecinos no lo saben, pero Montegancedo es un área privada en la actualidad. Los propietarios de este ámbito son conscientes de la riqueza medioambiental que supone disfrutar de un espacio así tan cerca de la ciudad y por eso, una vez se hayan realizado las labores de preservación, se regalará el parque a los pozueleros para que todos puedan disfrutarlo al máximo.

Quien esté interesado en la futura oferta de viviendas de Montegancedo o en el ámbito en sí, ¿de que forma pueden informarse de las bondades del nuevo barrio?

Desde hace varios meses, está abierta nuestra oficina de información al ciudadano en Avenida Europa 7, en Pozuelo, donde todo aquel que quiera puede visitarnos e informarse del proyecto. Conocerá de primera mano las características, podrá ver videos en un gran video wall, infografías …En definitiva, hacer un recorrido por este nuevo ámbito. Allí inscribimos a los interesados que estarán informados en todo momento de los avances y, además, ponemos a disposición de todos, un correo electrónico donde poder enviarnos cualquier duda o sugerencia.

Permíteme que te dé una cifra para que los oyentes sean conscientes de la gran aceptación que ha tenido el proyecto: en apenas un par de meses hemos registrado más de 900 los interesados en vivir en el futuro Montegancedo.

Siguiendo con las vías de información, en nuestras redes sociales, en el caso de Instagram a través de la cuenta Montegancedo Pozuelo o en Facebook, y en nuestra página web podrán estar al tanto de las novedades, de actualidad del ámbito o de temas de interés relacionados con nuestros valores, como el medio ambiente, sostenibilidad o compromiso social.

Hablemos de las viviendas. ¿Cuál va a ser su tipología?

Montegancedo tendrá una imagen propia y reconocible. Las viviendas del nuevo sector urbano responderán a una arquitectura actual, atractiva, exclusiva y de vanguardia. Contará con plurifamiliares y unifamiliares pensados para parejas y familias jóvenes, en edificios de máximo tres alturas y donde primarán las grandes terrazas y los jardines.

En cuanto al exterior, el ámbito apuesta por una urbanización abierta a la naturaleza, que contará con multitud de equipamientos de todo tipo, como carriles para bicicletas, parques de juegos infantiles, rocódromo para practicar escalada, tirolinas… dotando así a Pozuelo de Alarcón de zonas verdes con deportes y actividades para todos los vecinos, residentes y no residentes.

Sin duda, estos espacios exteriores se convertirán en un referente y punto de encuentro para Pozuelo y para toda la zona noroeste de Madrid.

¿Han detectado una demanda de alquiler y/o de compra en Pozuelo?

Es de sobra conocido que hay una gran escasez de suelo finalista en la zona noroeste que está complicando el acceso a la vivienda tanto a los habitantes de Pozuelo de Alarcón como del resto del área colindante. Montegancedo va a suponer una válvula de escape para el tensionado mercado inmobiliario en la zona noroeste, donde hay una demanda contrastada de obra nueva y que necesita por tanto este tipo de oferta. Y, algo muy importante, este incremento de la oferta ayudará a relajar los precios de la vivienda nueva en la zona.

Iván, comentabas al principio que Montegancedo está proyectado como un nuevo barrio sostenible. ¿Qué características van a tener las viviendas en ese sentido?

Efectivamente, el futuro barrio de Montegancedo está llamado a convertirse en un referente de sostenibilidad y de compromiso medioambiental, tanto en la Comunidad de Madrid como a nivel nacional. En línea con el entorno que rodea este nuevo proyecto, todas las edificaciones serán iconos de sostenibilidad y respeto al medio ambiente, que combinarán calidad, comodidad con los mejores acabados, niveles de confort y eficiencia energética, para hacer de Montegancedo un ámbito sostenible y moderno.

El nuevo barrio contará, de este modo, con 35 hectáreas de zonas verdes públicas -el equivalente a 50 campos de fútbol- y potenciará las áreas forestales de un espacio que actualmente está en desuso. El área apoyará, por tanto, el trabajo realizado desde el Ayuntamiento de Pozuelo de Alarcón, que avanza hacia un modelo de ciudad inclusivo, cerrando la brecha existente entre el barrio de La Cabaña y el campus universitario de la Universidad Politécnica de Madrid. El nuevo ámbito posibilitará la conexión entre ambas áreas, promoviendo los desplazamientos sostenibles mediante carriles para bicicletas o recorridos a pie.

Noticias relacionadas