Trump piensa hacer caja con la compra de TikTok por parte de Microsoft

Microsoft, en negociaciones con la desarrolladora ByteDance, actual propietaria de TikTok, parece la más indicada para llevar a cabo la transacción

Guardar

TIEMPO DE LECTURA

3 min

04/08/2020 12:34

Donald Trump vuelve a cambiar de opinión y da un giro de 180º en su postura anti-TikTok. Si el pasado viernes anunciaba el veto a la red social de vídeos cortos china en plena guerra tecnológica con el gigante asiático, ahora Trump piensa y casi asegura que TikTok debe pasar a manos de una compañía “muy norteamericana” a través de una compra. Además tiene intención de hacer caja con su venta.

Este cambio de postura evidencia que Trump espera sacar tajada de la compra de la red social china.

“No me importa si es Microsoft u otra compañía grande, una compañía segura, una compañía muy estadounidense tiene que comprarla", aseguró el dirigente norteamericano.

Microsoft, en negociaciones con la desarrolladora ByteDance, actual propietaria de TikTok, parece la más indicada para llevar a cabo la transacción. Dicha operación estaría fijada como muy tarde en el 15 de septiembre de este año.

Por su parte Trump ha decidido que la mejor guerra contra China es arrebatarle la joya de la corona del entretenimiento actual. Tik Tok que estaría valorada en 50 miles de millones según fuentes consultadas por Reuters, supone una pieza clave en el tablero geopolítico actual.

Sin embargo, todo apunta a que Donald Trump está jugando sus cartas para sacar tacaja de la multimillonaria adquisición de la app.

“Una parte importante de esa compra tendrá que venir al Tesoro de Estados Unidos porque estamos haciendo posible este acuerdo” declaró ayer el Presidente de Estados Unidos”.

En estas declaraciones Trump estaría haciendo referencia a la posibilidad que tiene él como máximo mandatario, para forzar o bloquear una venta con la denominada IEEPA (por sus siglas en inglés la Ley de Poderes Económicos de Emergencia Internacional de Estados Unidos). Dicha norma autoriza al presidente a bloquear transacciones y congelar activos en caso de considerar que existe una "amenaza inusual y extraordinaria" a la seguridad nacional o la economía del país.

Ante esta amenaza por parte del ejecutivo de Donald Trump; La tecnológica china ByteDance, creadora de la red social de vídeos cortos TikTok, se plantea mudar la sede central de TikTok, su aplicación estrella, fuera de Estados Unidos, donde el Gobierno intenta prohibirla, según informa hoy la televisión china.

"Estamos explorando la posibilidad de establecer una sede central para TikTok fuera de Estados Unidos", indicó un portavoz de la compañía citado por la cadena estatal CGTN. En los últimos días, la prensa británica había especulado con la posibilidad de que Londres fuese la ciudad escogida para estas oficinas, aunque la empresa todavía no ha confirmado tal elección, según Efe.

TikTok, desarrollada por ByteDance, con sede en Pekín, ha logrado un gran éxito entre el público adolescente. Sin embargo, a la vez ha levantado grandes dudas acerca de la seguridad de los datos de los usuarios y de sus vínculos con el Partido Comunista Chino.

Polémica por filtración de datos

La Administración Trump, así como importantes congresistas demócratas, aseguran que el uso tan extendido de TikTok pone en riesgo la privacidad de los datos de estadounidenses y la seguridad nacional, ya que sostienen que la aplicación está expuesta, a través de ByteDance, a instrucciones e intervención del Gobierno chino.

El fundador y consejero delegado de ByteDance, Zhang Yiming, ya ha dejado claro a sus empleados que no está de acuerdo con la decisión, ya que defiende que "siempre se han comprometido a proteger los datos de los usuarios y mantener la neutralidad y transparencia de TikTok".

TikTok, que en EE.UU. tiene más de 80 millones de usuarios, es una de las redes sociales que más ha crecido en los últimos años, donde se ha convertido en el principal entretenimiento para muchos adolescentes y un canal de marketing para importantes celebridades.

El caso de TikTok es el último episodio del conflicto entre China y Estados Unidos, que ha pasado del plano comercial al tecnológico, y que podría enconarse aún más tras el anuncio del secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, de que Trump actuará "pronto" contra las compañías chinas de software que considere como un riesgo para la seguridad nacional.

TikTok

Noticias relacionadas