7 detenidos en China en la nueva zona económica especial

7 detenidos en China en la nueva zona económica especial

AUTOR

TIEMPO DE LECTURA

1 min

06/04/2017 06:02

Madrugada negativa para los índices en Asia, con el Nikkei cayendo cerca de un punto y medio porcentual en Tokio. El gobierno nipón espera las conclusiones del encuentro entre Donald Trump y Xi Jinping para consensuar una línea de actuación ante la escalada nuclear de Corea del Norte. En el apartado macroeconómico, la vivienda en China agita la nueva zona económica mientras cae su sector servicios.

El índice Caixin del PMI del sector servicios queda en 52,1 puntos en el mes de marzo, mientras que el dato compuesto (servicios y manufacturas) cae hasta los 52,2 puntos. Son cifras que contrastan con las que ofrece el gobierno, para quien el indicador de servicios está en máximos de cinco años (55,1 puntos).

Todavía en China, la creación de la nueva zona económica especial de Xiongxian sigue desatando pasiones y locuras. Esta madrugada algunos vendedores inmobiliarios han decidido abrir sus puertas en contra de la prohibición, y 7 de ellos han sido detenidos. Temen que el gobierno regule el precio de las viviendas, y que pierdan la oportunidad de vender a los precios actuales, que se han disparado desde hace cuatro días. Algunos accesos a Hebei (centro de la zona económica especial, que por el momento es de “solo” 100 kilómetros cuadrados) continúan bloqueados con campamentos improvisados de personas que quieren ser los primeros en comprar una vivienda y asentarse en la ciudad, convencidos de que será una de las regiones más prósperas de China, como ocurriera con Shenzen y Pudong, las otras dos zonas económicas especiales.

El ministro de vivienda chino ha llegado a pedir esta mañana tranquilidad, mientras advierte a las ciudades que tienen exceso de inmuebles vacíos que dejen de iniciar nuevas construcciones.

En clave empresarial, esta mañana ha quedado resulto un caso de patentes que mantenía en disputa a la china Huawei y a la surcoreana Samsung, a quien se le acumulan los disgustos; deberá pagar a Huawei 11,6 millones de dólares.
Publicidad

Noticias relacionadas