Santillana, el cuento de nunca acabar para Prisa

Guardar

AUTOR

TIEMPO DE LECTURA

1 min

06/09/2017 15:27

El grupo Prisa, propietario de El País y la cadena Ser, ha confirmado que mantiene conversaciones con Rhône Capital para la venta a este fondo estadounidense de Santillana, su división de educación, aunque ha apuntado que hasta la fecha no se ha tomado una decisión al respecto.

Lo cierto es que la situación de Prisa es algo delicada porque uno de sus objetivos prioritarios es reducir una deuda que asciende a 1.543 millones de euros al cierre del primer semestre, 57 millones más que un año antes. Además el grupo busca alternativas para salir de la causa de disolución y reequilibrar su patrimonio, que asciende a menos de dos tercios de su capital social. Además de la deuda, en 2018, la empresa deberá hacer frente al vencimiento del segundo tramo de un préstamo sindicado que exigirá un desembolso de 956 millones.

La compañía ha señalado que en el proceso para reducir su deuda financiera, valora diferentes alternativas, y mantiene conversaciones con diversos interlocutores.

Prisa ha puesto en venta Santillana, su división de educación, en noviembre del año pasado, pero el pasado mes de mayo, rechazó las ofertas por esta división que genera el grueso del Ebitda del grupo, la mitad de sus ingresos y es uno de sus avales para la deuda de la compañía.

El grupo pretendía vender el cien por cien del capital de Santillana, en el que Prisa tiene una participación del 75 %, ya que el otro accionista, el fondo Victoria Capital Partners, también quería desinvertir.

Analistas de Bankinter consideran posible un acuerdo en torno a 1.400 millones, siempre que Victoria Capital también venda. De esta manera el comprador se haría con la totalidad de la compañía y gestionar con total libertad.

Prisa obtuvo en el primer semestre de 2017 un beneficio neto de 14 millones de euros, frente a las pérdidas de 10,5 millones que tuvo en el mismo periodo de 2016.


Noticias relacionadas