El Banco de Japón piensa en retirar estímulos

El Banco de Japón piensa en retirar estímulos

José De la Morena

14/03/2017 06:35

El Banco de Japón podría dar un giro a su política monetaria y comenzar a retirar estímulos monetarios. Desde el país nipón han recibido buenos datos macroeconómicos en los últimos meses que invitan a pensar en un aumento en el gasto privado y, por supuesto, en un aumento de la inflación. Por ese motivo, e intentando precisamente que esa inflación siga subiendo casi a cualquier precio, el BoJ pretende incrementar el precio del dinero, aunque primero irá retirando lo que inyecta en el mercado. La intención es que esa parte se encarezca y genere un efecto dominó sobre el resto de la economía. Una medida justamente contraria a la receta habitual que llega a menudo desde los bancos centrales.

Todavía en el apartado macroeconómico, China ha confirmado el dato que ayer adelantase el director de la oficina de estadística. La producción de fábrica en los dos primeros meses del año se eleva un 6,3%, algo mejor que lo pronosticado incluso. El gobierno hace la medición de los dos meses porque este año el año nuevo lunar cayó en enero y en 2016 lo hizo en febrero, por lo que juntando ambos meses tiene una medición más fiable. Como aspecto a destacar, la inversión privada crece por encima del 6%, el doble de lo que lo hacía hace un año. Una señal de que las empresas vuelven a tener plena confianza en la economía China. La inversión privada representa ya el 60% del total.

Por cierto que respecto a la inversión inmobiliaria, entre enero y febrero ha crecido casi un 9% en el gigante asiático, algo que sorprende dada la enorme cantidad de medidas adoptadas por el gobierno para evitar precisamente que con inversiones tan grandes se termine generando una burbuja. Dentro de lo preocupante de la situación, hay un dato que invita a pensar que seguirá creciendo el consumo. La construcción de nuevas viviendas crece un 10%.

En clave bursátil, nueva salida al parqué en China, donde Yuhuang Chemical ya está buscando inversores. Saltará a bolsa en Hong Kong, y todavía no se conoce a qué precios lo hará, entre otras cosas porque acaba de iniciar el proceso y está preguntando a los grandes inversores por su intención de invertir en la compañía. La empresa produce materiales químicos y sintéticos básicos, que se venden a usuarios industriales como CNPC y Sinopec.

En lo empresarial, Toshiba vuelve a ser noticia. Acaba de pedir a los reguladores que le concedan un mes más para presentar los resultados del tercer trimestre fiscal, porque asegura que tiene abierta una investigación sobre Westinghouse, su división nuclear, y espera conocer qué ha fallado en los controles contables antes de presentar la información a los inversores. Toshiba sube hoy algo más de medio punto porcentual.

Y buenas noticias para Mitsubishi, a quien Estados Unidos pagará 6.700 millones de dólares. Es la condena impuesta por el tribunal de California por cerrar por orden ejecutiva la planta nuclear de San Onofre, precisamente en California.
Publicidad

Noticias relacionadas