Cellnex confirma negociaciones con Hutchison para comprarle activos

El operador español de torres de telefonía ha presentado una subida del Ebitda de un 68% hasta septiembre

Guardar

TIEMPO DE LECTURA

2 min

04/11/2020 10:58

Cellnex Telecom ha confirmado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores que se encuentra en conversaciones avanzadas con Hutchison con el fin de explorar escenarios de colaboración estratégica entre ambas compañías, incluida la potencial adquisición de determinados activos de infraestructura y la ejecución de contratos de servicios .

“Los posibles términos y condiciones, incluidos los términos económicos y la estructura de la transacción contemplada , se están negociando actualmente y, por lo tanto, hasta el momento no se ha llegado a ningún acuerdo vinculante”, señala la empresa en el hecho relevante enviado.

El operador español de torres de telefonía Cellnex ha publicado además unos sólidos resultados hasta septiembre y avanzaba que está analizando proyectos de inversión por hasta 11.000 millones de euros (12.810 millones de dólares).

Entre ellos, figuraría esa potencial compra de activos de infraestructuras de CK Hutchison Holdings, según ha confirmado la empresa después de que también lo haya hecho el grupo de telecomunicaciones de Hong Kong.

Aunque Cellnex no ha ofrecido más detalles, CK Hutchison sí ha señalado que la que la cifra podría alcanzar los 10.000 millones de euros por una participación en su negocio europeo de infraestructuras de telecomunicaciones, una operación que adelantaba la agencia Bloomberg en julio.

Gracias a la generación constante de flujos de caja, las empresas de torres han seguido atrayendo inversión durante la pandemia de COVID-19 y, en el caso de Cellnex, ha anunciado o completado acuerdos por un valor total de 6.900 millones de euros entre enero y septiembre.

Cellnex, con sede en Barcelona, comenzó su fase de expansión tras salir a bolsa en 2015 y acumula ya una cartera de 73.000 emplazamientos de torres en nueve países, incluyendo la reciente compra de una participación del 60% en la compañía de telecomunicaciones polaca Play. Es probable que la transición a las rápidas redes de telefonía móvil 5G, que requerirán de nuevas infraestructuras, apoyen las nuevas inversiones en el sector.

Sólidos resultados hasta septiembre

La empresa ha confirmado sus objetivos financieros para el conjunto de 2020 tras anunciar una subida del Ebitda de un 68% hasta 838 millones de euros. Aun así, ha indicado que seguirá aflorando pérdidas netas en los próximos trimestres por los gastos asociados a las múltiples adquisiciones realizadas en los dos últimos años. En los nueve primeros meses del año, ha tenido una pérdida neta de 84 millones de euros, frente a unos números rojos de 12 millones un año antes.

A pesar de las adquisiciones, la deuda neta de la empresa se redujo a 3.776 millones de euros al cierre de septiembre, en comparación con los 3.938 de finales de 2019.

El grupo catalán, que opera en un sector crucial en medio de una pandemia que ha provocado una digitalización acelerada de las empresas y forzado a millones de trabajadores de todo el mundo a trabajar desde sus casas, es uno de los escasos valores refugio en la actual crisis, liderando por segundo año consecutivo el deprimido índice español Ibex-35 con una revalorización del 51%.

Noticias relacionadas