¿Debería DIA 'cargarse' su negocio en Brasil? Esta es la letra pequeña de sus resultados

Después de un análisis pormenorizado identificamos a Brasil como el problema de las cuentas de DIA en este primer trimestre y nos planteamos si le saldría rentable deshacerse de ese negocio

Guardar

12/05/2020 17:53

Un millón y medio de euros al día. Es lo que ha perdido la cadena de supermercados DIA cada día desde el 1 de enero hasta el 31 de marzo, según consta en los resultados publicados este martes. Si miramos la letra pequeña de esas cuentas, vemos que la respuesta a esas pérdidas millonarias en pleno confinamiento tiene nombre propio: Brasil.

Explicamos lo que no te cuentan sobre los resultados de DIA en este podcast de Expediente Abierto.

​​​​​​​

¿Debería DIA 'cargarse' su negocio en Brasil? Esta es la letra pequeña de sus resultados

Ventas se estancan y uno de los costes se dispara un 144%

La clave para entender por qué DIA registra pérdidas millonarias en el trimestre del confinamiento a pesar de ser una cadena de proximidad es sencilla: las ventas netas caen un 2% y ha habido un coste excepcional dentro de una partida que ha disparado sus números negativos un 144%.

Empezamos analizando la letra pequeña de los ingresos de DIA. Las ventas netas han caído un 2,1% y la compañía lo achaba a dos motivos. Por un lado, hay menos tiendas donde vender porque el grupo ha cerrado casi un 12% de sus tiendas en este primer trimestre.

Aquí también entra en juego el factor que más ha hundido a DIA estos resultados: la depreciación de más de un 18% del real brasileño. Esto se recoge en las ventas netas y, según la compañía, esos dos son los motivos por los que esta magnitud caen un 2,1%.

La gran pregunta que arrojan estos números es: ¿hasta qué punto el efecto negativo en las ventas de DIA se ha debido al cierre de tiendas y a la depreciación de la divisa brasileña?

La respuesta a esta pregunta está en las propias cuentas de DIA: en sus ventas comparables, que no tienen en cuenta ninguno de esos dos efectos. Esta magnitud sube pero muy tímidamente, un 2,6%. 

Para entender por qué primero tenemos que comprender que el grupo de Fridman tiene cuatro mercados principales: España, Portugal, Brasil y Argentina. España es su principal negocio y las ventas comparables aquí subieron un 7,8%

Portugal, el negocio donde menos vende y por tanto, el que menos va a afectar a sus cuentas, ha registrado una subida de las ventas comparables de un 9,3%. Pero de poco sirve si apenas supone 8 céntimos de cada 10 euros que ingresa.

El problema está en Brasil y Argentina, que juntos le aportan 3 de cada 10 euros de facturación. Aquí las ventas comparables, que no tienen en cuenta ni el cierre de tiendas ni la fuerte depreciación del real brasileño o el peso argentino, han caído un 7,8% y un 5,4%. Por tanto, aquí es donde estaría el problema de los ingresos de DIA.

La mitad de las pérdidas de DIA son culpa de la moneda brasileña

Pero todo esto solo explica por qué las ventas no han brillado como se podría esperar. ¿Qué es lo que ha disparado las pérdidas de DIA este trimestre? Si echamos un vistazo a sus cuentas salta a la vista lo que ha ocurrido en Brasil con su moneda.

De hecho,  el grupo de Mijail Fridman cifra en 65 millones de euros en efecto monetario negativo por la devaluación del real. Esto es casi la mitad de los 142 millones de euros que ha perdido DIA en este trimestre.

A DIA le ha pasado lo mismo que a empresas como Telefónica con fuertes negocios en Brasil: que este mercado ha lastrado sus cuentas debido a la depreciación de un 18% de la divisa del país.

Para la empresa de Fridman Brasil supone un 14% de sus ventas. Es decir, 1,4 euros por cada 10 que ingresa los factura en este país latinoamericano. Sin embargo, casi la mitad de sus pérdidas este trimestre se pueden explicar apuntando a ese mismo mercado.

¿Vender Brasil para saldar sus deudas?

¿Debería Fridman deshacerse del negocio en Brasil y venderlo? Algunos expertos como Nicolás López, de MG Valores, consideran que no sería la mejor opción pero cree que podría realizarse con el objetivo de rebajar la elevada deuda, que es el verdadero problema a largo plazo de DIA según el experto.

¿Vender Brasil? "No, pero serviría para reducir deuda"

La desventaja de venderlo ya

Felipe López-Gálvez, desde Singular Bank, cree que lo fácil sería responder "sí" a esa pregunta. Sin embargo, considera que vender un negocio como Brasil en estos momentos se tendría que hacer a un precio más reducido por las condiciones actuales.

¿Vender Brasil? "Lo fácil sería decir sí, pero ese negocio de DIA ahora vale mucho menos"

Noticias relacionadas