Telefónica, Prisa y más: las cotizadas en jaque por el fin de la ley anti-opas

Repasamos qué cotizadas españolas podrían ser 'opadas' tras el fin del blindaje del Gobierno a inversores europeos

Guardar

01/06/2021 19:32

La cuenta atrás ha comenzado. El 30 de junio acaba el blindaje a los inversores europeos. Se trata de la ley que sacó adelante el Gobierno en noviembre y que obliga a pasar por el filtro de Moncloa a cualquier inversor de la Unión Europea que quiera desembolsar más de 500 millones en una cotizada española o hacerse con una participación de más del 10%.

¿Qué empresas españolas están en peligro de ser 'opadas' cuando el blindaje termine? Te lo contamos en Expediente Abierto.

Telefónica, Prisa y más: las cotizadas en jaque por el fin de la ley anti-opas

Este blindaje del Gobierno era una manera de evitar que los tiburones financieros extranjeros, en este caso de la UE, pudieran aprovechar los desplomes provocados por la pandemia para hacerse con el control de empresas estratégicas españolas a precio de saldo.  

Así, el Ejecutivo ha conseguido, de momento, frenar dos posibles tomas de control peligrosas: la de Prisa y la de Telefónica. Dos gigantes de dos sectores clave para el país.

El caso de Prisa

En Prisa el tiburón en cuestión ya ha empezado a dar los primeros pasos. Se trata de la francesa Vivendi. En enero la empresa compró un paquete de acciones de Prisa equivalente al 7,6% por 50 millones de euros.

Solo unos pocos días más tarde engordaba esa participación hasta el filo del límite permitido: un 9,9%. Además, ya hay informaciones que apuntan a que la intención de Vivendi es clara: aumentar su control hasta el 20%.

El caso de Telefónica

La otra gran amenaza empresarial acecha a Telefónica. El pasado mes de octubre el miedo a que la histórica teleco española fuera ‘opada’ cobraba más sentido que nunca al conocer el nombre de una empresa que podía estar interesada: Deutsche Telekom.

Una información de OkDiario aseguraba que la alemana estaba analizando la viabilidad de lanzar una OPA sobre Telefónica en ese momento. Poco después de esto, el Gobierno sacó la ley anti-opas para inversores europeos -Deutsche Telekom es alemana-.

Aquellas semanas fueron momentos críticos para Telefónica. A finales de octubre estaba marcando los mínimos de toda la caída por la pandemia: los 2 euros y medio. El Gobierno no introdujo la ley hasta mediados de noviembre. Por lo tanto, Deutsche Telekom podría haber comprado Telefónica a un precio históricamente bajo, a unos niveles que no se veian desde 2002.

No se sabe si fue la ley anti-opas lo que frenó a Deutsche Telekom de lanzar esa OPA. Lo que sí es posible determinar es que si decidiera hacerlo en un mes, cuando esa disposición deje de estar vigente, estaría comprando Telefónica un 55% más caro que en octubre.

En el caso de Prisa y Telefónica ya se conoce quiénes son los titanes interesados en adquirirlas. Pero, ¿cuántos habrá que estén esperando en secreto a comprar su cotizada española cuando acabe esta limitación?

Tampoco lo sabemos, pero sí sabemos cuántas cotizadas del Ibex 35 podrían salir de ese blindaje a unos precios todavía irrisorios. De las 35 empresas del índice, son 20 las compañías que siguen por debajo de los niveles pre-covid del 21 de febrero de 2020. Diez de ellas todavía registran un desplome acumulado desde entonces del 20%. Entre ellas, nombres tan estratégicos como el de Enagás, IAG, Indra o la propia Telefónica.

Noticias relacionadas