Algunas empresas del IBEX35 financiaron una campaña contra el "procés" a petición del gobierno de Rajoy

Algunas empresas del IBEX35 financiaron una campaña contra el "procés" a petición del gobierno de Rajoy

AUTOR

TIEMPO DE LECTURA

3 min

22/07/2019 19:11

En octubre de 2017 España vivía un momento político histórico y polémico porque el ex presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, intentó declarar la independencia de Cataluña forzando la celebración del referéndum del 1 de octubre. Para responder a esta situación, el Gobierno de Mariano Rajoy aprobó la aplicación del artículo 155 de la Constitución para intervenir el parlamento regional.

Sin embargo, esta no fue la única medida que se aplicó para luchar contra el independentismo catalán.

Los presidentes de algunas empresas del Ibex 35 también se implicaron personal y económicamente en sofocar el proceso de independencia de Cataluña promovido por la Generalitat de Cataluña. Según han confirmado varias fuentes oficiales, Mariano Rajoy pidió en otoño de 2017 a ocho grandes empresas que le ayudaran a neutralizar el mensaje independentista fuera de nuestras fronteras.

Carmen Martínez, la ex secretaria de estado de comunicación, convocó a varios altos cargos de estas entidades para transmitirles las petición y ocho aceptaron la propuesta: CaixaBank, Santander, BBVA, Telefónica, Repsol, Iberdrola, El Corte Inglés e Inditex.

Todas estas empresas financiaron una campaña internacional por las principales capitales de Europa y ciudades de Estados Unidos para contrarrestar la propaganda del Gobierno catalán en el extranjero, utilizando el Real Instituto Elcano para ello. Este centro creado en 2001, cuyo presidente es Felipe VI y cuyo patronato está formado en parte por estas empresas, les permitiría evitar la impresión de que estas empresas estuviesen financiando una acción gubernamental.

Pero, ¿cuánto costó y en qué consistió esta campaña?

Según los informes publicados por El Confidencial, la financiación de esta campaña ascendía a un total de más de 250.000 euros entre los distintos actos públicos de París, Londres, Bruselas, Berlín, Roma, Nueva York y Washington, presupuesto que tuvieron que validar previamente los presidentes de las entidades implicadas.

Elcano organizó una rueda de prensa el 24 de octubre donde fue presentado el informe sobre Cataluña llamado “El proceso independentista catalán, ¿cómo hemos llegado hasta aquí?” y contó con la presencia de muchos medios. Fue después de este éxito cuando se decidió impulsar la difusión del informe en otros países para “defender los intereses y la imagen de España”.

Para las conferencias, el Real Instituto Elcano quería contar con la colaboración de siete institutos de investigación europeos importantes, pero al final solo participaron Chatham House y el Wilson Center en las conferencias que tuvieron lugar del 6 de noviembre al 19 de diciembre.

En el informe, además de Charles Powell, director del Real Instituto Elcano y varios de sus principales investigadores, también se propuso la participación de Josep Bou, presidente de Empresaris de Catalunya; Joaquín Gay de Montella, en ese momento presidente del Foment de TReball; Juan Rosell, presidente de la CEOE; Josep Borrell, actual ministro de Exteriores; o Josep Piqué, exministro y consejero de varias compañías como Amadeus, Alantra y antes OHL y Aena.

Sin embargo, solo se decidieron a participar definitivamente Ignasi Guardans, socio de K&L Gates y exeurodiputado por Convergencia, y Sandra León, profesora de la Universidad de York. El resto de vacantes las ocuparon analistas independientes a los que solo les financiaban los desplazamientos.

Según ha afirmado el Ministerio de Asuntos Exteriores en un comunicado, Borrell desconocía esta campaña, no intervino en las jornadas, ni tampoco recibió ninguna llamada invitándole al evento y otras fuentes también aclararon que, a pesar de salir en el programa tentativo, no fue informado, ni invitado, ni participó en ningún acto vinculado a esta iniciativa.

Elcano, además, asegura que desconoce la participación del Gobierno y la razón por la que la Secretaria de Estado de Comunicación fue la que pidió la aportación de las compañías al Instituto en una reunión en Moncloa cuando lo podía haber hecho directamente el patronato del instituto donde están sentados representantes de Banco Santander, BBVA, Caixabank, Telefónica, Repsol, Iberdrola, El Corte Inglés e Inditex.

Publicidad

Noticias relacionadas