Impuestos: consejos para planificar el IRPF en 2017

Impuestos: consejos para planificar el IRPF en 2017

Alicia Calvete

TIEMPO DE LECTURA

1 min

16/11/2017 15:20

El REAF-REGAF del Consejo General de Economistas ha lanzado 60 consejos para ayudar en la planificación del IRPF antes de que acabe el ejercicio y con vistas a las declaraciones de la Renta de 2017, que se presentarán en la primera parte del año que viene, para conseguir optimizar la factura obteniendo deducciones de hasta 1.356 euros en vivienda habitual o exenciones impositivas, entre otros.

Entre los 60 consejos, los fiscales del CGE recomiendan que si se utiliza un vehículo de la empresa como retribución en especie, se solicite a su empleador que el vehículo sea uno de los considerados eficientes energéticamente, ya que de esa manera su retribución se puede ver reducida fiscalmente hasta en un 30%.

Si la empresa abona un seguro médico, se puede extender la cobertura a su cónyuge e hijos, por lo que los contribuyentes pueden beneficiarse de una exención de hasta 500 euros para cada una de las personas aseguradas; y si alguno de los miembros de la familia es discapacitado, la renta en especie que no tributa se amplía a 1.500 euros por cada uno de ellos.

En cuanto a las inversiones financieras, recomiendan que si se posee acciones de una entidad cotizada y se reciben derechos de suscripción preferente que vende, existe la obligación de tributar por el importe obtenido por los mismos.


Transmisiones


Respecto a las transmisiones, subrayan que conviene comprobar las autoliquidaciones de los tres años anteriores, por si tiene un saldo negativo derivado de la compensación de ganancias y pérdidas patrimoniales que no haya podido compensar.

Empresarios

Para los empresarios y profesionales, los fiscales del CGE recuerdan que si se trabaja desde casa se podrá deducir los gastos de titularidad del inmueble en proporción a los metros cuadrados que destine a la actividad, como son el IBI, la comunidad de vecinos o las tasas.

Asimismo, se podrá deducir un porcentaje, según el tiempo que destine al desarrollo de la actividad, de la parte de vivienda utilizada en la misma sobre los gastos de suministros como Internet, luz, agua o calefacción. En 2018 la ley fija ese porcentaje en el 30% para evitar litigiosidad.

Deducción por vivienda habitual

En lo que respecta a la deducción por vivienda habitual, los economistas explican que si se adquirió una vivienda habitual antes de 2013 y se dedujo por ella, todavía existe la posibilidad de aprovecharse de la deducción por inversión en vivienda.
Publicidad

Noticias relacionadas