Amancio Ortega, casero de sus rivales

Guardar

TIEMPO DE LECTURA

1 min

26/01/2015 16:31

El grupo Pontegadea, brazo inmobiliario de Ortega, compra el edificio ubicado en el número 32 de Gran Vía con más de 36.000 metros cuadrados.

Sus inquilinos serán Mango, H&M, lefties (esta última pertenece al grupo Inditex). Además, después de la rehabilitación que está sufriendo el edificio, el resto de vecinos tendrán que dar la bienvenida a la firma irlandesa low cost Primark, que ocupará “la tienda estrella” tal y como se ha informado en un comunicado de la venta. Además de sus principales rivales, Zara también dará cobijo a la sede de la cadena SER, del grupo Prisa.

El hombre más rico de España cierra la segunda operación en el sector inmobiliario del mes. A principios de mes adquirió la sede de Río Tinto en Londres por 335 millones de euros.

Parece que Amancio Ortega quiere tener cerca a sus amigos, pero más aún a sus enemigos.

Noticias relacionadas