Los planes de electrificación de Volkswagen y Seat para España

El Grupo Volkswagen y Seat llegan a un acuerdo, en el que España podría convertirse en la tercera ubicación de una de las seis gigafábricas de Europa

Guardar

14/07/2021 18:58

El Grupo Volkswagen y Seat han presentado un acuerdo para desarrollar la electrificación en España. De esta manera, se construirá la tercera planta de baterías en España. Para la estrategia tienen pensado cooperar con el gobierno, es por ese motivo que quieren participar en el Proyecto Estratégico para la Recuperación y Transformación Económica (PERTE). Con estos planes, España podría convertirse en la tercera ubicación de una de las seis gigafábricas del continente, tras Suecia y Alemania.

Herbert Diess
Herbert Diess, consejero delegado del Grupo Volkswagen

Herbert Diess, CEO del Grupo Volkswagen, afirma que "España podría convertirse en un pilar estratégico de nuestra estrategia eléctrica. Estamos dispuestos a establecer toda la cadena de valor de la movilidad eléctrica en el país, incluida la producción de vehículos eléctricos, así como sus componentes, y una fábrica de baterías del Grupo. Dependiendo del contexto general y del apoyo por parte del sector público, a partir de 2025, la familia Small BEV podría fabricarse en España."

Por otra parte, Wayne Griffiths, CEO de SEAT y CUPRA, dice lo siguiente: "apoyamos y solicitaremos participar en el PERTE anunciado por Gobierno español. Hacer realidad el potencial de Future: Fast Forward exige tanto apoyo del sector público como inversión. Nuestro objetivo es cooperar con el Gobierno para transformar el país en un hub europeo de movilidad eléctrica y la planta de producción de SEAT S. A. de Martorell, en una fábrica de vehículos 100% eléctricos. La Península Ibérica es clave para conseguir una movilidad climáticamente neutra en Europa en 2050. Estamos preparados para transformar la industria automovilística española y contribuir de forma significativa a la descarbonización del suroeste de Europa."

El plan Future: Fast Foward busca impulsar la electrificación en España por medio de la producción de vehículos eléctricos a partir de 2025.

La nueva estrategia de Volkswagen: New Auto

Volkswagen ha presentado su nueva estrategia: New Auto, cuyo desarrollo va hasta 2030. La compañía ha firmado un acuerdo con Gotion High-Tech para industrializar la producción de baterías en Alemania.

Se espera un nivel de rentabilidad operativa de un 8-9% en 2025, teniendo en cuenta que actualmente está en un 7-8%.

Herbet Diess, CEO del Grupo Volkswagen, cree que "el futuro de los automóviles y de la movilidad individual será brillante. Volkswagen Group, con sus marcas innovadoras y plataformas de vanguardia, se está preparando para desempeñar un papel importante en el nuevo mundo de la movilidad."

El objetivo de la compañía es reducir la huella de carbono un 30% por coche a lo largo de su ciclo de vida, respecto a 2018 y en línea con el Acuerdo de París.

Además, el grupo ha invertido 73.000 millones de euros en tecnologías futuras entre 2021 y 2025, y prevén que la inversión en electrificación y digitalización vaya incrementándose.

“Nos hemos marcado el objetivo estratégico de convertirnos en líder del mercado global de vehículos eléctricos – y vamos por muy buen camino. Ahora estamos fijando nuevos parámetros”, afirma Herbert Diess. Y continúa: "Basado en software, el próximo gran cambio, mucho más radical, consiste en la transición hacia coches mucho más seguros, inteligentes y, finalmente, autónomos. Para nosotros, esto significa que la tecnología, la velocidad y la escala importarán mucho más de lo que importan hoy en día. ¡El futuro de los coches será brillante!".

La infraestructura de recarga del plan New Auto

Uno de los puntos clave del Grupo Volkswagen es la infraestructura de recarga. Tienen como objetivo crear una cadena de suministro controlada de baterías estableciendo nuevas alianzas y creando un circuito cerrado en la cadena de valor de la batería.

El grupo automovilístico planea instalar entre 1.800 puntos de recarga hasta 10.000 en Estados Unidos y Canadá de aquí a 2025. Además, implantarán más de 18.000 puntos de carga de alta potencia (HPC) en el continente europeo, 17.000 en China y 10.000 entre Canadá y EEEUU.

Noticias relacionadas