Ryanair vuelve a convocar una huelga de diez días para septiembre

Guardar

AUTOR

TIEMPO DE LECTURA

3 min

14/08/2019 16:33

Los tripulantes de cabina de Ryanair han convocado diez días de huelga en septiembre en sus bases de España. La huelga tendrá lugar los días 1, 2, 6, 8, 13, 15, 20, 22, 27 y 28 de septiembre, según han informado los sindicatos convocantes, Unión Sindical Obrera y Sitcpla.

Los auxiliares de vuelo de Ryanair han presentado este preaviso de huelga ante las amenazas del cierre de las bases en las Islas Canarias el 8 de enero y la posibilidad de cierre de la base del aeropuerto de Girona, así como la advertencia de que habrá despidos masivos que podrían llegar a afectar a un total de 500 pilotos y 400 asistentes de vuelo.

El portavoz de Sitcpla, Manuel Lodeiro, asegura que los problemas generales con Ryanair “no obedecen a este hecho aislado, sino a un proceso de incumplimiento reiterado que ha abocado a la decisión más drástica que puede tomar una plantilla en defensa de sus puestos de trabajo”.

Ambos sindicatos ya advirtieron que convocarían paros en septiembre tras el anuncio de la aerolínea irlandesa en febrero del ajuste de bases y recortes de empleo a causa de la incertidumbre del Brexit y del impacto por el retraso en las entregas del pedido de 30 aviones 737 MAX.

La huelga, a la que están llamados los 1.800 trabajadores que componen las 13 bases de la aerolínea en España, podría no producirse si se llega a un acuerdo entre la empresa y los representantes de los trabajadores. No obstante, los sindicatos “dudan mucho de la predisposición de Ryanair a llegar a un acuerdo, e incluso a presentarse con talante negociador”.

Jairo Gonzalo, secretario de Organización de USO-Ryanair, asegura que tras más de un año de reuniones con organismos oficiales españoles, la compañía mantiene “una actitud de burla hacia los mismos que no nos hace albergar la más mínima esperanza de entendimiento”. Gonzalo espera que “Fomento no vuelva a anular nuestra capacidad de huelga y no nos decrete, como el año pasado, unos servicios mínimos tan abusivos que ni siquiera permitan los paros".

Historial de descontentos

El conflicto entre auxiliares de vuelo y Ryanair no proviene de este caso aislado y suma ya algo más de dos años. El pasado verano, de hecho, los sindicatos y la aerolínea protagonizaron un duro enfrentamiento que terminó en tres jornadas de huelga en julio y septiembre, además de infinitas reuniones entre las partes sin llegar siquiera a aproximar posturas.

Los sindicatos exigían que la compañía se acogiera a la legislación española y que cumpliesen con el Estatuto de los Trabajadores y la Ley Orgánica de Libertad Sindical. Sin embargo, Ryanair se sigue rigiendo por la legislación irlandesa y negaba a los sindicatos, llevando a las reuniones representantes sindicales de otras empresas.

En enero de este año las dos partes sellaron la paz. La aerolínea aseguró que se ajustaría al marco jurídico y laboral español, principal reivindicación de los auxiliares de vuelo, así como el compromiso de iniciar la negociación del I Convenio Colectivo de forma inmediata. Pero, de momento, Laura Estévez, secretaria confederal de comunicación de USO, asegura que "solo ha ido cumpliendo alguna cosa y normalmente tarde", hecho al que se suman las amenazas de cierres y despidos de la compañía.

Más huelgas en Europa

La situación de Ryanair en España se suma a los paros previstos por trabajadores de la compañía en otros países, como Portugal, Reino Unido o Irlanda, e incluso entre los sindicatos de España y los de estos países “mantienen contacto y se apoyan entre ellos”, según Laura Estévez. El verano pasado estos países se manifestaban por los mismos motivos: Ryanair no cumple sus promesas de aplicar la legislación de cada país. Sin embargo, Estévez asegura que “esta vez son motivos diferentes”.

El Sindicato Nacional de Personal de Vuelo de Aviación Civil en Portugal han convocado paros entre los días 21 y 25 de agosto. En Reino Unido, el sindicato de pilotos Balpa lo ha hecho del 22 al 23 de agosto y del 2 al 4 de septiembre. Y en Irlanda, los pilotos tienen pensado hacer algo parecido si no consiguen un acuerdo con la aerolínea en la reunión de mediación que tienen este miércoles. Los pilotos españoles, por otro lado, finalizan la semana que viene la votación para decidir si van a la huelga o no.

Noticias relacionadas