Sacyr cae un 14% tras el laudo desfavorable sobre el Canal de Panamá

Guardar

TIEMPO DE LECTURA

1 min

13/12/2018 09:44

Sacyr tendrá que devolver hasta 350 millones de dólares por los anticipos que recibió de la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) para ejecutar las obras de ampliación del canal, tras un laudo emitido por un tribunal arbitral. La noticia ha sentado como un jarro de agua fría en el mercado que está castigando a los títulos con caídas de un 11%.

El fallo del tribunal, con sede en Miami, se deriva de una disputa entre la ACP y el consorcio Grupo Unidos por el Canal (GUPC) del que formaba parte Sacyr  relacionada con los sobrecostes en la construcción del tercer juego de esclusas en el canal, y se refieren a anticipos por un total de 848 millones de dólares (unos 745 millones de euros al cambio actual).

A Sacyr le corresponde devolver el 41 por ciento de esa cantidad, un importe que según la empresa está ya provisionado.

De momento, según un portavoz de la constructora española, tendrá que afrontar la devolución de 225 millones de dólares (unos 198 millones de euros), correspondientes a los anticipos recibidos por el consorcio al inicio de la obra en 2009, por un importe total de 548 millones de dólares.

Quedaría pendiente la devolución por parte de GUPC de los otros 300 millones de dólares en anticipos recibidos en 2014, de los que a Sacyr corresponderían 125 millones de dólares (unos 110 millones de euros), explicó el portavoz.

Sacyr prevé que ese segundo pago tenga que materializarse hacia marzo del próximo año, cuando se prevé que lo resuelva un tribunal británico a partir de la decisión del laudo arbitral de Miami.

El grupo indicó que firmó hace unas semanas un crédito sindicado de 225 millones de euros por un periodo de 5 años con 2 de carencia "que permitirá afrontar la devolución de la parte de los anticipos que le corresponden como accionista de GUPC", según dijo en un comunicado.

Con respecto al segundo pago, un portavoz de la empresa explicó que "este verano pasado se hizo una operación de derivados con acciones de Repsol que nos permiten tener en la caja 125 millones de euros listos para esa contingencia".

"Tenemos los dos pagos contingenciados, una parte con el crédito y otra con la cristalización del valor de los derivados de Repsol", añadió, en referencia a los instrumentos que le otorgan una participación del 8,2 por ciento en la petrolera.

Al margen de los pagos sobre los anticipos, el portavoz de Sacyr recordó que quedan pendientes de dirimirse otros fallos sobre los sobrecostes surgidos durante el proyecto de ampliación del Canal de Panamá, que se concluyó en 2016, que el grupo español estima en unos 3.600 millones de dólares.

"Ahora mismo ya no tenemos riesgo de nada en Panamá, todo lo que pueda venir es positivo. Si no nos dan nada está provisionado y si nos lo dan, será bueno para Sacyr", dijo.

(Reuters)

Noticias relacionadas