Walmart, de pistolas a juguetes

La empresa sigue recortando la venta de armas y munición y dejando más espacio a los juguetes

Walmart, de pistolas a juguetes

La empresa sigue recortando la venta de armas y munición y dejando más espacio a los juguetes

Luis Blanco

TIEMPO DE LECTURA

2 min

04/09/2019 17:40

Walmart se ha visto forzada a cambiar estrategia de ventas de armas y munición a lo largo de los últimos años. Aunque forme parte de estrategia de imagen, también forma parte de los movimientos de la compañía para cambiar su negocio y defenderse en un sector cada vez más competitivo. Cambiando armas… por juguetes.

La última decisión de Walmart ha generado bastante impacto, después de los últimos tiroteos en Texas. La empresa minorista ha anunciado que dejará de vender munición para rifles de cañón corto y pistolas en todas sus tiendas de EEUU. Un tipio de munición que se usa en armas para la caza, pero que también sirve para cargar armas de tipo militar. Además, Walmart dejará de vender pistolas en Alaska, el único estado del país donde aún las vende. En 1.990 dejó de vender pistolas en el resto del país. En 2015 dejó de vender armas semi-automáticas, como el rifle AR-15. Y después del tiroteo en un instituto en Florida el año pasado, Walmart prohibió la venta de armas y munición a los menores de 21 años. Sí que sigue vendiendo las que habitualmente usan los cazadores.

La empresa ha tenido una larga relación de décadas con las armas, llegando a ser considerada la compañía que más armas de mano vendía en EEUU. Pero los tiempos han cambiado y, según el propio CEO de Walmart, Doug McMmillon, ahora mismo sólo tienen un 2% de la cuota de mercado, lo que, dice, les aleja del top-3 de vendedores de EEUU.

Eso sí, Walmart estima que tiene un 20% de la cuota de mercado de munición, y prevé que la medida anunciada en las últimas horas haga que el porcentaje caiga hasta una horquilla entre el 6 y el 9%.

¿Estrategia de negocio?

Pero detrás de estas medidas podría estar una estrategia inteligente de Walmart. Según Burt Flickinger III, responsable de la consultora del sector minorista Strategic Resources Group, asegura que el de las armas “no es un negocio de márgenes altos” para la empresa. En declaraciones a la CNN aseguraba que el número de personas que cazan y pescan en EEUU está cayendo de forma significativa.

Según Flickinger, “las pistolas y la munición eran importantes para Walmart en el siglo 20, pero eso está retrocediendo mientras otros negocios como el de las mascotas o los juguetes crecen”.

Y es que en los últimos tiempos, la compañía minorista ha cambiado su estrategia en la venta de juguetes, para cubrir el hueco dejado por el cierre Toys “R” Us. Aunque la empresa no ofrece el detalle de sus ventas de armas o de juguetes, sí que ha comunicado en los últimos trimestres que este último segmento ha sido uno de los que mayor crecimiento ha registrado recientemente.

De hecho, ha puesto en marcha importantes ofertas en las campañas de juguetes y ha cambiado dedicado más espacio en las estanterías a estos productos. Hace un año, Walmart lanzó la campaña “La mejor tienda de juguetes de EEUU”. Y aprovechó para incrementar su oferta de nuevos juguetes en las tiendas en un 30% y un 40% su negocio online. Quizá ahora las estanterías que queden libres de munición sean ocupadas por juguetes para la próxima temporada de compras navideñas.

Publicidad

Noticias relacionadas