ACS ya tiene su billete para el primer AVE de Estados Unidos

Guardar

TIEMPO DE LECTURA

1 min

12/12/2014 17:46



 

La constructora española se ha hecho con un contrato por 1200 millones de dólares para la construcción del segundo tramo del tren  California High Speed Rail, a través de un consorcio del que controla el 70%. Con el que se conectará las ciudades de Los Ángeles con San Francisco.

Dragados, filial de ACS ha sido seleccionada como la mejor oferta por la Autoridad Ferroviaria de California, dejando atrás otras propuestas presentadas por otras compañías como, Tutor Perini, a la que se le adjudicó el primer tramo. También quedaron en la cuneta las ofertas de otras compañías españolas como Ferrovial y OHL.

El AVE entre Los Ángeles y San Francisco, está previsto que se inaugure en 2029, y conectará estas dos ciudades en algo menos 3 horas. Hoy en día este trayecto nos llevaría más de seis horas. Además el organismo público del California High Speed Rail estima que el tramo adjudicado a ACS le permita crear miles de puestos de trabajo, ya que es una de las zonas que presenta mayor desempleo del país.

ACS no es la primera vez que participa en un proyecto relacionado con trenes de alta Velocidad. En España participó en el tramo de los pirineos, y actualmente se encuentra en la construcción del AVE La Meca-Medina

Esta operación ratifica la estrategia de ACS de abandonar los países emergentes y apostar por una inversión en países desarrollados como Europa, Estados Unidos, Australia o Reino Unido entre otros. Desde la constructora, tal y como afirma el analista José Lizán desde Auriga, se apuesta por estos países ya que se prevé un boom de inversión en ellos. Por ejemplo, en Europa se espera que con el Plan Juncker haya una renovación o inversión de las infraestructuras, sin duda una tarta muy jugosa de la que ACS no querrá quedar al margen.

El grupo que preside Florentino Pérez se posiciona en el AVE californiano, al mismo tiempo que refuerza aún más su posición dentro del mercado de la construcción  en Estados Unidos, donde está presente a través de al filial Dragados, con la que se hizo en el 2003 y varias compañías locales que ha ido adquiriendo en los últimos años.

 

En total, la compañía en este territorio factura casi el 30% del total del grupo, un cinco por ciento por encima de Europa. No es de extrañar que ACS, sea la mayor constructora de Estados Unidos, en la que ha conseguido destacadas obras, como por ejemplo las ampliaciones del metro de Nueva York,

 

 

 

Noticias relacionadas