Poner a España como punto de referencia en el mundo

En el último programa de la temporada, conocemos la historia y los proyectos de la Fundación Transforma España de la mano de su presidente, Eduardo Serra

Guardar

22/07/2021 16:17

Termina una temporada de los Debates de Transforma España, y en esta ocasión hablamos de la Fundación que da nombre al programa, Transforma España, con su presidente, Eduardo Serra. ¿Cómo surgió la idea? ¿Qué proyectos tienen en marcha? Conocemos la historia y los programas de una organización que tiene un objetivo claro: poner a España como punto de referencia en el mundo.

Escucha la entrevista completa a Eduardo Serra con Federico Quevedo y la tertulia en este podcast:

Transforma España: Todo sobre la Organización

Después de toda una temporada, donde hemos debatido innumerables temas con muchos invitados de lujo, hoy tocaba hablar de Transforma España. Una organización que tiene por objetivo poner a España como punto de referencia en el mapa mundial. Nada menos. Hablamos con Eduardo Serra para descubrir todo el trabajo que hay detrás de la fundación y saludamos a nuestros tertulianos habituales para que hagan todo tipo de preguntas sobre la actualidad de nuestro país.

Serra explica que sintieron la necesidad de hacer algo en el año 2010, "el peor momento de la crisis del 2008". Como señala el exministro, la sociedad española estaba muy desmoralizada. Se planteó lo siguiente: "Si gente que conoce el país y gente que sale fuera, que vende sus productos o sus servicios es optimista, ¿por qué no intentamos decírselo a la población?".

Tras esta reflexión, decidieron sacar un documento llamando a cien empresarios y técnicos de distintos campos para analizar cómo veían ellos el futuro. ¿El resultado? Un libro que se llamó Transforma España. Proponían ocho grandes reformas, siendo la más urgente transformar el modelo económico, y la más importante, reformar el sistema educativo.

Tiempo después, en 2013, se crea la Fundación Transforma España. Como señala su presidente, debatieron si hacer un think tank o un action tank, y finalmente consideraron optar por lo segundo, hacer iniciativas bajo la idea de transformar y mejorar nuestro país.

Apunta Eduardo Serra que el drama que nos encontramos es que los españoles tenemos mucha peor idea de nuestra patria de la que se tiene fuera. "Hay una especie de complejo de inferioridad". Sin embargo, cree que ahora los jóvenes españoles están saliendo y viendo ellos mismos que no son peores que nadie.

Recordando la frase del clásico Virgilio de "Pueden porque creyeron que podían", explica que desde la fundación no quieren redimir el pasado, sino decir a las generaciones del presente y del futuro que pueden hacer lo que se propongan, "que nos salga el futuro mucho mejor, porque podemos hacerlo".

¿Qué se ha hecho mal en la formación del talento? El exministro considera que es un tema muy complicado que tiene razones históricas. Un defecto podría ser lo que Ortega y Gasset llamaba los compartimentos estancos, de manera que cada uno mira a lo suyo y no a los demás.

Como remarca Serra, España fue, durante una época larga, el país más importante de la tierra, y es un país que tiene prestigio. Sin embargo, no nos damos cuenta de las ventajas que atesoramos, y sabemos más de nuestras derrotas que de nuestras victorias. "¿Cuánta gente sabe en España que somos el país número uno del mundo en trasplante y donación de órganos, o el primer país en misioneros?", pregunta.

La formación continua, un requisito fundamental

El presidente de la fundación explica que cuentan con alrededor de 15 patronos, y los reúnen como mínimo dos veces al año. "Nuestra fundación está muy apoyada por patronatos y empresas amigas de gran magnitud. Creen mucho en nuestras posibilidades", remarca.

Transforma España desarrolla multitud de programas y proyectos, muchos de ellos relacionados con el talento. Algunos singulares como La Mesa, o Un proyecto para España, y otros recurrentes, como Talent Summit, en el que anualmente convocan a cientos o miles de startups en relación con la selección de talento o la retención del mismo, o el programa Multicompañía de Desarrollo de Talento.

La fundación otorga, además, una gran relevancia a la formación. "En un mundo que está cambiando tan rápido como el nuestro, es un error pensar que uno se forma de 5 a 25 años. Uno tiene que estar formándose toda la vida, porque la vida cambia muy deprisa; creemos que la formación continua hoy es un requisito fundamental", afirma Serra.

Además, señala también que en el fondo todos tenemos que servir a la sociedad en la que nacemos, y "hay que poner en relación para qué formamos a la gente y qué necesita la sociedad".

Noticias relacionadas