¡Al agua patos! Vive una Semana Santa en el mar

Guardar

23/03/2018 09:44

Si lo que quieres es huir de las procesiones, el olor a incienso y los pasos de Semana Santa, os traemos seis calas y playas naturales con las que disfrutar del buen tiempo de las playas españolas.
Macarella y Macarelleta, Islas Baleares
Estas maravillosas calas menorquinas solo son accesibles por mar o a pie. Se constituyen como uno de los parajes más fotogénicos de las Baleares con sus cristalinas aguas enmarcadas por acantilados cubiertos de pinos.
Cala de Sa Futadera, en Tossa de Mar, Girona, un remanso de paz azul
Rodeada por unos acantilados llenos de vegetación, surge esta idílica cala en Tossa de Mar, Girona, el lugar perfecto en el que pasar el día disfrutando de sus aguas cristalinas y su fina arena blanca.

Las aguas azules de la cala Fornells, en Mallorca
Déjate llevar por la diversidad de tonalidades azules de sus calmadas aguas turquesas, relájate en su arena blanca y disfruta del encanto que desprende la vegetación y el ambiente de esta pintoresca cala del oeste de Mallorca.

bogdan-dada-111694-unsplashTípico día en cala Saona, Formentera
Enmarcada en un paraje virgen y natural, Cala Saona es un destino que no te puedes perder cuando visites Formentera, sumado a la tranquilidad de sus aguas, tenemos un plan añadido ya que podemos visitar por la zona el impresionante faro de la Mola.

 

La cala del Charco con la torre del Xarco al fondo, en Villajoyosa, Alicante
Uno de las estampas más escondidas de Alicante, esta pequeña cala, de difícil acceso ofrece la tranquilidad de un paraje virgen y natural sumado a las vistas de un horizonte envidiable. Además podemos visitar la torre del Xarco una torre defensiva que fue construida para vigilar las aguas en época de piratas y corsarios.

El Lago Verde o Charco de Los Clicos, Fuerteventura
Situada en la zona de Los Hervideros, muy próxima al Parque Nacional del Timanfaya, nos encontramos con una espectacular playa volcánica en la que su arena volcánica y el peculiar lago de Los Clicos, harán las delicias de los amantes de la naturaleza y los espacios singulares. El lago de los Clicos también se conoce por el lago verde entre los naturales de Lanzarote, esto es debido al color que tiñe sus aguas por el efecto de una singular especie de alga marina.

Sin duda, estos parajes dignos de cualquier postal se prestan a ser descubiertos esta primavera, un buen plan para dar comienzo a la nueva estación.

Noticias relacionadas