Día del Libro, la cita para desafiar tus rutas

Guardar

AUTOR

TIEMPO DE LECTURA

1 min

23/04/2018 14:31

Un libro, una rosa y la celebración de un día que desde el primer momento invita a viajar, a que el lector se sumerja en historias con punto y final o simplemente puntos suspensivos…  Así es el Día del Libro, una cita que se remonta a 1926 y un día que conmemora el fallecimiento de Cervantes, Shakespeare o Garcilaso de la Vega. Esta fecha tan simbólica para la literatura universal fue la escogida por la UNESCO para rendir un homenaje mundial al libro y sus autores, y alentar a todos, en particular a los más jóvenes, a descubrir el placer de la lectura. Comenzamos la primera página.

photo-1513094116080-a9255c930d1a

‘Y cuando te hayas consolado, te alegrarás de haberme conocido’. No lo decimos nosotros, es un extracto de la archiconocida obra de ‘El Principito’ de Antoine de Saint-Exupèry.

the-little-prince-2476434_960_720

En apariencia es un cuento infantil, pero en realidad es un texto que invita a la reflexión sobre diversos temas como la amistad, el amor y el sentido de la existencia.
¡Qué maravilloso es que nadie necesite esperar ni un solo momento antes de comenzar a mejorar el mundo!’ Estas palabras se corresponden a uno de los libros más famosos que ha dado la vuelta al mundo, ‘El Diario de Ana Frank’. Por su crudeza y fiel reflejo de la realidad de los años 40 retrata la historia de Ana, una niña judía que durante la II Guerra Mundial tiene que esconderse de la persecución nazi en el famoso edificio que ahora se encuentra en el Prinsengracht n° 263 de Ámsterdam.

‘Mientras el corazón late, mientras el cuerpo y alma siguen juntos, no puedo admitir que cualquier criatura dotada de voluntad tiene necesidad de perder la esperanza en la vida’. ‘Viaje al centro de la tierra’ de Verne traslada al lector hasta la imaginación del escritor que impresiona por hablar con tanta exactitud de cosas que aún no existían o no se habían dado a conocer en el siglo XIX.

Ya lo dijo Carlos Ruiz Zafón, ‘cada libro, cada volumen que ves, tiene un alma. El alma de la persona que lo escribió y de aquellos que lo leyeron, vivieron y soñaron con él’. Por eso con él nos trasladamos hasta la Barcelona de 1945 y ‘La Sombra del Viento’. Las Ramblas, La Plaza Real, el Call (antiguo barrio judío), Santa María del Mar o ‘Els Quatre Gats’. La trama y los misterios siempre se quedarán en la Ciudad Condal.

Pero no olvidemos que los libros también toman forma a través de la poesía, un género de palabras y sentimientos que parecían olvidados y que cada día gana más adeptos entre los jóvenes. Amor, amistad, muerte… el don de la palabra y la voz seducen a miles y miles de ellos que paran por un momento lo que están haciendo para tomar conciencia de lo que están escuchando.

‘Quien no viaja solo ha leído la primera página’

Noticias relacionadas