Capital Asia: Japón vuelve de vacaciones en máximos

Guardar

ETIQUETAS

china

japón

pmi

trenes

TIEMPO DE LECTURA

1 min

04/01/2017 06:41

Sigue el rally mundial instalado en los principales parqués de todo el globo... El último en sumarse este 2017 ha sido Japón que ha abierto hoy. La fortaleza del dólar estadounidense este miércoles está manteniendo a raya los precios de las materias primas y ha llevado a Japón hacia su mayor aumento diario en casi dos meses.

La actividad manufacturera japonesa se expandió a su ritmo más rápido en un año en diciembre en una señal alentadora de que la economía de la lucha puede ser en proceso de recuperación. El PMI subió a 52,4 en diciembre por encima de una lectura preliminar de 51,9.

Hoy hemos conocido también el PMI del sector servicios en India, que no trae buenos síntomas. Se encogerá por segundo mes consecutivo como respuesta represión del primer ministro Narendra Modi que hace mella en la demanda y la actividad económica. El Índice Nikkei Indio de servicios estaba en 46,8 en diciembre, poco ha cambiado desde 46,7 del mes anterior. Un número por debajo de 50 indica una contracción.

El Hang Seng chino sigue instalado en las subidas y este miércoles lo hace gracias a las empresas de ferrocarriles y a los productores de bebidas alcohólicas. Railway Group Ltd. y Guangshen Railway Co. se sumaron más de un 2% de subida después de que la agencia de noticias Xinhua informara de que China invertirá alrededor de 800 millones de yuanes en los ferrocarriles de este año, el mismo nivel que el año 2016.

China ha aumentado el gasto en puentes, carreteras y vías férreas, el gobierno busca mantener el crecimiento de un 6,7% por ello Pekín se ha comprometido a acelerar las reformas en las empresas estatales para mejorar su rentabilidad. Además el Gobierno de Xi Jinping está estudiando ha estudiado posibles escenarios para el yuan y las salidas de capital este año y está preparando planes de contingencia.

Las autoridades han utilizado pruebas de estrés. Los reguladores financieros ya han alentado a algunas empresas estatales a vender divisas y pueden ordenar que conviertan temporalmente algunas participaciones en yuanes en la cuenta corriente si es necesario, agregaron.

En el apartado empresarial destaca Toshiba, acusada de inflar sus ganancias. La prensa informa de que el organismo de control nipón sospecha que el conglomerado japonés reportó 339 millones de dólares en operaciones informáticas entre 2012 y 2014, cuando la sección no había generado beneficios. Las revelaciones se suman a una serie de problemas de contabilidad en la compañía, que recibió una rebaja de calificación la semana pasada tras admitir que puede enfrentarse a pérdidas de miles de millones de dólares en su negocio nuclear en EEUU.

Noticias relacionadas