España debe aprovechar el cambio del EEUU de Biden

La nueva administración del gobierno de EEUU, con Joe Biden a la cabeza, abre oportunidades que España debe aprovechar.

Guardar

08/03/2021 21:58

En un segundo año marcado por la pandemia, el 2021 ha comenzado con buenas noticias en el panorama internacional. Al menos, para aquellos países que quieren retomar las relaciones exteriores con EEUU y la nueva administración de Joe Biden, luego de cuatro tempestuosos años de Donald Trump. España es uno de ellos. Para Carlota García Encina, investigadora principal de EEUU y Relaciones Transatlánticas del Real Instituto Elcano, esta coyuntura de cambio es una oportunidad que España debe aprovechar.

España debe aprovechar el cambio del EEUU de Biden

La nueva administración del gobierno de EEUU, con Joe Biden a la cabeza, abre oportunidades que España debe aprovechar.

Con la entrada de Biden a la Casa Blanca, y durante su primer mes y medio de gestión, muchos han sido los cambios que, a priori, reflejan un cambio de la política estadounidense en todos los frentes. Desde la quita del escritorio presidencial del botón que usaba Trump para pedir un refresco, hasta otros temas de muchísima más relevancia como lo son las relaciones internacionales.

Y en lo que respecta a España, este cambio, esta renovada apertura norteamericana hacia el multilateralismo, puede traducirse en oportunidad. Pero claro, lo mismo sucede con otros países europeos.

En conversación con ‘El Balance’, Carlota García Encina, investigadora principal de EEUU y Relaciones Transatlánticas del Real Instituto Elcano, señaló: “Creo que ahora mismo en Washington hay una gran competición, por parte de muchos países europeos, para intentar tener esa relación especial con Estados Unidos”.

"España no es prioridad para EEUU"

En este desfile diplomático por la capital norteamericana, según la experta, Italia ostenta cierto protagonismo al presidir este año el G20. Gran Bretaña también querrá obtener esta “relación especial” con la nueva administración Trump, moviendo sus fichas políticas a través del G7 y de la celebración de la Cumbre del Clima en Glasgow, a celebrarse a principios de noviembre de este año. Por otra parte, Alemania, que ya ha centrado todos sus esfuerzos en estrechar lazos con los estadounidenses.

Pero… ¿Cuál es el lugar de España en todo este esquema? Para García Encina, en esta carrera, España empieza desde atrás. Y esto se debe a que el país “nunca ha sido ni un problema ni una prioridad” para Estados Unidos. Es por ello que, según la analista, España debe “sacar la cabeza con determinación y hacer ver, de alguna manera, sus intereses en Washington”.

Así, poniéndole atención a la relación bilateral con los norteamericanos, no solamente a través de Bruselas, es como el país podría poner sus propias prioridades sobre la mesa internacional.

Sin embargo, el cambio de política exterior y la apertura hacia el multilateralismo por parte de los EEUU no sería inmediato. Más que nada, teniendo en cuenta la coyuntura pandémica y otras varias cuestiones que la administración Biden prioriza dentro de sus fronteras.

En este mismo sentido, García Encina advierte que otro factor a tener en cuenta es que el mundo no es políticamente el que era hace cuatro años.

Lo que sí tienen en claro en Washington es que, en la agenda internacional, muchos de sus objetivos dependen casi exclusivamente de mantener una buena relación con sus aliados.

Y es en este aspecto en el que la Unión Europea puede asumir un rol que, durante los cuatro años de gobierno de Trump, estuvo más que desgastado. Aquí es donde la guerra comercial de EEUU contra China toma una nueva relevancia.

Seguiremos pendientes de cómo avanzan las renovadas relaciones internacionales entre la administración Trump con España y la Unión Europea. Lo que está claro es que son tiempos de cambio en el panorama mundial y que España debe aprovecharlo.

Noticias relacionadas