India dice adiós a los antiguos billetes de 2000 rupias

India dice adiós a los antiguos billetes de 2000 rupias

Redacción Capital Radio

25/11/2016 12:13

Los bancos indios dejarán de cambiar los antiguos billetes de 2000 rupias a partir de esta medianoche hora local. En total, el Banco Reserva destruirá cerca de 20 mil millones de billetes que, desde hoy, dejarán de tener valor.

India se despide  de sus billetes viejos con el fin de incentivar la apertura de cuentas bancarias a los ciudadanos y eliminar la circulación de dinero negro. Desde esta medianoche, la población india no podrá cambiar en las ventanillas de cualquier banco los billetes de 2.000 rupias, lo que equivale a 26 euros.  Una cantidad que el ejecutivo había permitido canjear en los bancos hasta el 30 de diciembre.  Ahora, el gobierno restringe esta opción al Banco Reserva o al ingreso del dinero en cuentas bancarias.

Durante este mes, el gobierno indio ha tomado distintas medidas para acabar con los antiguos billetes. Son reformas que animarán a los 1300 millones de ciudadanos no bancarizados, a abrirse una cuenta. Pero sobre todo, acabarán con la circulación del dinero negro en el país, según explica el Primer Ministro indio Narendra Modi.

"A medio y largo plazo estas medidas tendrán impacto en la economía, incluyendo en el PIB del país. Pero va a ser un impacto positivo. Por qué digo que tendrá un impacto positivo? Porque mucho dinero que opera en la sombra de la economía, formará parte de las estructuras bancarias. Los bancos tendrán mucho más dinero para apoyar a la economía".

El 8 de noviembre, el ejecutivo anunciaba que los billetes de 500 y 1000 rupias perderían validez y deberían ser cambiados por billetes nuevos. Esto generó una alarma en la población india y numerosas colas en los bancos. Dado que son los billetes más usados por los ciudadanos del país.

Primero, el gobierno permitía cambiar 4000 rupias, equivalente a 55 euros,  en los bancos. Un límite que aumentó en 500 rupias. Pero después, volvió a reducir la cifra y solo autorizaba a los ciudadanos canjear 2000 rupias por billetes nuevos en los bancos locales. Ahora, esa opción se reduce al Banco central o al ingreso del dinero en cuentas bancarias.

La retirada de los billetes viejos coincide con la temporada de bodas en la India. Miles de familias, tanto ricas como pobres, invierten grandes cantidades de dinero y esfuerzo en la celebración de bodas en el país. Pero la reforma del gobierno, ha provocado inconvenientes a los novios y familiares a la hora de organizar la ceremonia. Para ello, el gobierno ha implantado una normativa en lo referente al casamiento. No se pueden retirar más de 250.000 rupias en efectivo de una sola vez, equivalentes a unos 3500 euros.  Además, esa cantidad solo podrá ser sacada del banco si la ceremonia se va a celebrar antes del 30 de diciembre.

Estas repentinas reformas en la economía de los hogares, han provocado varias reacciones entre la oposición india. Insisten en que retirar los billetes viejos solo empobrecerá a la clase trabajadora, según explica el líder regional del partido del Congreso Trinamool, Derek O´Brien.

"Cualquier persona que se oponga a estas medidas no es anti nacional. Por qué nos estás diciendo que estamos en contra de la corrupción y el dinero negro? Nos estamos oponiendo porque la gente está sufriendo, nos estamos oponiendo porque creemos que la economía será destruida-.. por qué estás haciendo todo esto un problema?"

Ante las voces críticas, el ejecutivo ha extendido hasta el 15 de diciembre la aplicación de algunas medidas de excepción. Entre ellas, el pago de las facturas de luz y agua y de las tasas en universidades públicas con los antiguos billetes de 500.  Aún así, la oposición ha convocado una protesta nacional contra la retirada de billetes el próximo lunes 28 de noviembre.

 

 

 
Publicidad

Noticias relacionadas