IAG sufre pérdidas de 1.300 millones de euros en el tercer trimestre

La compañía vuelve a rebajar sus perspectivas de capacidad y no volará más del 30% de lo que voló en el mismo período del año pasado

Guardar

TIEMPO DE LECTURA

1 min

22/10/2020 10:59

El propietario de British Airways, IAG, informa de pérdidas de 1.300 millones de euros en el tercer trimestre, ya que las restricciones que sufre la aerolínea a causa del coronavirus hace que se sigan cancelando los viajes.

Esto ha hecho que la compañía se haya visto obligada a reducir aún más las perspectivas de capacidad para el resto del año.

El grupo de aerolíneas, que también opera Iberia, Vueling y Aer Lingus, ha anunciado sus resultados preliminares para los tres meses hasta el final de septiembre una semana antes de lo esperado.

Estos son los primeros resultados que se publican bajo la dirección del nuevo director general Luis Gallego, quien tomó el relevo de Willie Walsh a principios de septiembre.

El director de ATL Capital, Álvaro Blasco, cree que el futuro de IAG no es nada halagüeño y que, incluso, podría verse obligada a solicitar ayudas:

Álvaro Blasco analiza el futuro de IAG tras presentar sus resultados trimestrales

El director de ATL Capital, Álvaro Blasco, piensa que, de no mejorar la situación, la aerolínea podría verse obligada a solicitar ayudas.

Unos datos peores de lo previsto

La pérdida de 1.300 millones de euros fue significativamente peor que las previsiones de los analistas, quienes la situaban en 920 millones de euros. El dato se encuentra por debajo de los 1.400 millones de beneficios que obtuvo en el mismo período del año pasado.

IAG ha afirmado que para el cuarto trimestre no volará más del 30% de lo que voló en el mismo período del año pasado. Es una previsión inferior a la orientación anterior, que ya había sido recortada.

La capacidad de pasajeros, expresada en términos de asientos-kilómetros ofertados, se redujo un 78,6% en el trimestre. El tráfico de pasajeros, en términos de pasajeros-kilómetro transportados, disminuyó un 88,0%. Además, el coeficiente de ocupación se redujo en 38,8 puntos hasta el 48,9%.

Con menos vuelos, el grupo advierte de que ya no espera alcanzar el punto de equilibrio en términos de flujos de caja netos de las actividades operativas durante el cuarto trimestre. Sin embargo, destacó que la liquidez es fuerte.

La empresa obtuvo, a principios de octubre, 2.740 millones de euros de los accionistas, lo que elevó su liquidez a 9.300 millones de euros.

IAG
IAG

Noticias relacionadas