Bitcoin y oro: ¿Activos complementarios? Lo que nos dice Degussa

Hablamos con Tomás Epeldegui, director general de Degussa España, sobre la inversión en criptodivisas y máteles preciosos

Guardar

26/02/2021 22:29

¿Es el bitcoin el nuevo oro? Tras batir récords en las últimas semanas, los inversores ven en las criptodivisas un gran activo para incorporar a sus carteras. Hay quienes, ante la adversidad y la falta de actividad en los mercados tradicionales, se refugian en estos activos dejando de lado otros como los metales preciosos. ¿Serán las criptodivisas el nuevo refugio de los inversores?

Escucha este podcast de Mercado Abierto:

Bitcoin y oro: ¿Activos complementarios? Lo que nos dice Degussa

Hablamos con Tomás Epeldegui, director general de Degussa España, sobre la inversión en criptodivisas y máteles preciosos

El bitcoin ha despertado el interés de los más codiciosos. La cotización de la criptomoneda, que ha llegado a alcanzar picos en los 52.000 dólares, ha hecho a muchos replantearse su cartera de inversión. Y es que comparado con la capitalización de grandes compañías el bitcoin podría llegar a compararse con grandes como Tesla, Alibaba o Tencent. No hay ningún banco en el mundo que valga tanto como la criptomoneda más famosa del mundo, creada en 2009 al albor de la gran crisis financiera, por un grupo de informáticos bajo el seudónimo de Satoshi Nakamoto.

Cada vez más los inversores se lanzan a la piscina de los criptoactivos con la esperanza de recoger, en un periodo relativamente corto de tiempo, pingües beneficios. Y es que al compás de las nuevas tecnologías son muchos los que se lanzan a los brazos de activos más “rentables” como, en un principio, podría ser el bitcoin.

¿Bitcoin el nuevo oro?

Entonces, ¿es el bitcoin el nuevo oro? Según Tomás Epeldegui, director de Degussa España, la relación entre ambos activos no será tanto sustitutiva como "complementaria".

Para los fieles al oro, la versatilidad y tangibilidad del metal precioso, es decir, la capacidad para poder verlo, sentirlo, etc y la historia que lo respalda es uno de sus activos más valiosos. El oro es un activo versátil e invariable que muchos inversores consideran menos arriesgado que, por ejemplo, las acciones y, mucho menos, que el bitcoin.

Ante todo esto, una de las posibilidades que se podrían contemplar es, tal y como apunta Epeldegui, mantener las posiciones en oro para protegernos contra la inflación y pensar en complementar la cartera con bitcoin que previsiblemente podría generar una elevada rentabilidad y ayudar a diversificar las carteras y la liquidez para aquellos inversores, eso sí, que les guste jugar con un mayor riesgo en bolsa.

Noticias relacionadas